El accidente, con dos heridos, ha colapsado la Pista de Ademuz y la V-30 al llegar hasta los 32 km de retención

Consulta el estado del tráfico

Un accidente entre tres camiones ocurrido a primera hora de hoy ha colapsado varias carreteras del área metropolitana de València durante buena parte de la mañana. Antes de las 9.00 horas había un total de 32 kilómetros de retenciones que afectaban a la A-7 (también conocida en ese tramo como by-pass), la V-30 y la CV-35, más conocida como Pista de Ademuz. A las 11.00 horas, la situación se había normalizado bastante y únicamente se registraban 10 kilómetros de retenciones en el ‘by-pass’ mientras que la V-30 y la CV-35 ya estaban despejadas. A las 11.30 horas, el atasco ya había bajado a los 4 kilómetros de retención y, al mediodía, la vía estaba despejada y la situación había regresado a la normalidad.

El accidente, en el que se han visto implicados tres vehículos pesados que han quedado sobre la calzada y que ha dejado dos heridos de 40 años con policontusiones, ha atascado algunas de las principales vías de acceso o salida de la ciudad de València durante las primeras horas de la mañana. A las 9.30 horas, la A-7 registraba 17 kilómetros de retenciones a la altura de Godella y en sentido hacia Barcelona, mientras que en la CV-35, a la altura de Paterna, había 4 kilómetros de tráfico parado y, en la V-30, también en Paterna, se contabilizaban 11 kilómetros de atasco, según datos facilitados por la Dirección General de Tráfico (DGT).

Una hora después, a las 10.30 horas, el atasco aún permanecía activo, puesto que había 16 kilómetros de retenciones en la A-7, 10 en la V-30, y 4 en la CV-35 o Pista de Ademuz. 

Las intensas retenciones afectaban, pasadas las 9.15 horas, incluso al interior de la ciudad de València. De hecho, algunos conductores han señalado la imposiblidad de circular por la avenida de Corts Valencianes puesto que el atasco llegaba incluso al Palacio de Congresos.

Algunas vías limítrofes a las más afectadas también han empezado a contabilizar tráfico lento o incluso parado por la intensa circulación de automóviles durante lo peor del atasco. Así, la A-7, en sentido contrario al punto en el que ha ocurrido el siniestro y prácticamente a la misma altura, también registraba problemas de tráfico con 9 kilómetros de atasco (7 a las 10.20 horsa) provocado, casi con toda probabilidad, por el llamado ‘efecto mirón’. Lo mismo sucedía en la Pista de Ademuz, donde en el sentido contrario al de las retenciones, a las 10.20 horas, ya había 4 kilómetros de circulación lenta a la altura de Burjassot. Pasadas las 11 de la mañana sólo quedaban 10 kilómetros de retenciones en la A-7 en sentido hacia Barcelona y las otras vías implicadas, la V-30 y la CV-35, estaban ya completamente despejadas.

Las víctimas del accidente, ambas de 40 años y aquejadas de policontusiones, han sido evacuadas en ambulancia hasta el Hospital de Manises, según fuentes del Centro de Información y Coordinación de Urgencias (CICU).

Publicado por el Levante.