Protecció Ciudadana

El jueves comienza una campaña de larga duración para controlar el uso del móvil, el aparcamiento en el carril bus, la velocidad y el alcohol. – Cada mes se producen 21 accidentes en la ciudad por conductores que han superado las tasas permitidas. – Se incide en la prohibición de usar el móvil, que puede acarrear una sanción de 200 euros y 3 puntos de carnet

Josep Bartual Roig 

Menguzzato y Novella han presentado la campaña. J. B. R.

Fotos de la noticia

El Ayuntamiento de Valencia, a través de la Concejalía de Protección Ciudadana, pone en marcha una ambiciosa campaña de controles para frenar la siniestralidad en la ciudad, reducir los accidentes y “provocar un cambio de hábitos” entre los conductores, según ha anunciado esta mañana la edil Anaïs Menguzzato.

Por primera vez la campaña no será puntual, sino que los controles serán de “larga duración” (puede extenderse varios meses), y la Policía Local se centrará en cuatro aspectos: vigilará el uso del móvil, el aparcamiento indebido en el carril bus, ampliará los radares de velocidad y realizará campañas contra el consumo del alcohol al volante.

“Por primera vez las 7 unidades de distrito de la Policía Local participarán en la campaña de control, además del grupo Goes y la unidad de tráfico”, ha explicado Anaïs Menguzzato.

“El objetivo de la campaña que se inicia el 15 de diciembre es generar mayor protección y seguridad. Es una campaña de larga duración, porque normalemente son cortas, y a ésta no le hemos puestos fecha de fin. Queremos ser algo más transformadores, que las personas cambien sus hábitos de conducta al volante, y que los conductores sean más cívicos”, ha añadido la concejala socialista.

Mientras los controles de velocidad, alcohol y aparcamiento ilegal en el carril bus serán sancionadores desde el primer día, la campaña del uso del móvil contará con un periodo informativo de 15 días, y el 1 de enero de 2017 ya comenzará a sancionarse.

Aunque en la ciudad de Valencia se han reducido los accidentes mortales en dos años a casi la mitad, la Concejalía de Protección Ciudadana está preocupada por el aumento de los accidentes leves, provocados en su mayoría por el uso del móvil al volante. Así, mientras en 2104 se contabilizaron en Valencia 6.889 incidentes leves, en 2016 la cifra se ha elevado a 7.343. Los heridos leves también han aumentado de 2.524 hace dos años a los actuales 2.777, “un aumento bastante significativo que nos ha impuslado a lanzar esta campaña”, ha asegurado la edil del Govern la Nau. Se incide en la prohibición de usar el móvil, que puede acarrear una sanción de 200 euros y 3 puntos de carnet.

Meguzzato ha recordado que las controles de velocidad y consumo de alcohol deben continuar por las cifras todavía son preocupantes. Como ejemplo ha señalado que cada mes se producen en la ciudad 21 accidentes por conductores que superaban las tasas permitidas.

Por su parte, Ana Novella, presidenta de Stop Accidentes, ha asegurado que la única manera “de salvar vidas es por medio de la represión y la sanción”.

Esta campaña, que lleva por nombre “Al volant, els cinc sentits”, no tiene carácter ni “afán recaudatorio”, ha insistido Menguzzatto, “sino generar mayor protección y seguridad”. “Es una campaña de larga duración para generar nuevos hábitos y conductas. Ser transformadores. Para luego hacer una valoración posterior”, ha dicho.

La iniciativa también pone en sintonía a la Policía Local con las nueva políticas de movilidad de la ciudad, que desde la concejalía de Giuseppe Grezzi se habían pedido campañas de este tipo que complementen sus medidas.

Publicado por el Levante.