Descargar PDF

Los taxistas, tras una reunión con el alcalde y el delegado de Fomento de la Junta, consideraron “insuficientes” los compromisos de este último

Los taxistas de Málaga decidieron anoche en asamblea continuar la huelga que comenzaron el pasado viernes. La asamblea se llevó a cabo en el aeropuerto tras una reunión celebrada en el Ayuntamiento entre los taxistas, el alcalde de la ciudad, Francisco de la Torre, y el delegado de Fomento de la Junta, Manuel García Peláez. Éste último se comprometió a celebrar la próxima semana la reunión que reclaman los taxistas para poner fin al conflicto.

Este compromiso sólo sirvió para arrancar la convocatoria de una asamblea que, «de manera mayoritaria y unánime», decidió continuar la huelga, según explicó Francisco Soria responsable de Taxi Unión.

Soria señaló que la decisión de seguir con el paro se debe a que «no tenemos confianza en las palabras del responsable de la Junta».

Tras la reunión, De la Torre señaló que esperaba haber creado con este nuevo encuentro «un clima de confianza» y que la Junta sea capaz de trasladarlo a la reunión prevista la próxima semana, así como que la propuesta que plantee la Administración autonómica permita dar al sector «una respuesta adecuada a sus aspiraciones» y conseguir «el necesario equilibrio».

El conflicto seguirá hoy domingo en toda la ciudad hasta las seis de la mañana e igualmente en el aeropuerto. A partir de las seis de la madrugada del lunes, el paro seguirá en el aeropuerto mientras que en la capital trabajará cada día la mitad de la flota hasta que el Gobierno andaluz atienda sus reivindicaciones que pasan por eliminar o cambiar el decreto 11/85 de la Junta, que permite que un profesional de cualquier otro municipio, bajo precontratación, pueda recoger clientes del aeropuerto y del puerto de Málaga.

Los taxistas se concentraron ayer en el aeropuerto bajo una fuerte vigilancia policial.

Los taxistas se concentraron ayer en el aeropuerto bajo una fuerte vigilancia policial. G. TORREs

 

Los principales perjudicados, además de los viajeros que llegan del aeropuerto, fueron los miles de aficionados llegados para ver la Copa del Rey de Baloncesto que tuvieron que buscar otros medios de transporte para desplazarse hasta el pabellón Martín Carpena.

La Junta, por boca del delegado territorial de Fomento y Vivienda, Manuel García Peláez, apeló ayer a

la«responsabilidad» de los taxistas. García Peláez hizo este llamamiento dado que «estamos a menos de una semana» para que la Dirección General de Movilidad les plantee una propuesta definitiva que intente dar solución al conflicto en el aeropuerto Málaga-Costa del Sol.

Mientras tanto, el Ayuntamiento, poco antes de que comenzara la reunión mandó un mensaje de «rechazo» al paro de los taxistas «al que no tiene derecho y ha realizado sin aviso previo y en plena Copa del Rey con un gran perjuicio para la ciudad», según aseguró el concejal de Movilidad, Raúl López.

Reciprocidad con los taxis de los pueblos

Durante la reunión celebrada en la tarde de ayer en el Ayuntamiento el alcalde y el delegado de Fomento de la Junta propiciaron que los dos representantes de los taxistas pudieran hablar  por un teléfono manos libres con el director general de Movilidad de la Junta de Andalucía, José Luis Ordóñez. Éste  se comprometió a adelantar la reunión prevista con el sector a la semana próxima, en un día sin concretar, pero entre el miércoles 12 y el viernes 14, y en la que presentaría  un texto encaminado a la aplicación de la «reciprocidad modulada», es decir, que permita a los taxistas de la capital recoger con contrato previo a viajeros en aquellos municipios cuyos taxistas presten servicio en el aeropuerto de Málaga.

Visita el artículo original.