Descargar PDF

Santa Cruz de Tenerife

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife informó en una nota que acogió este miércoles una nueva reunión de la Mesa del Taxi, que contó con la participación de nueve colectivos del sector. El cuarto teniente de alcalde y concejal de Servicios Públicos, Dámaso Arteaga, ha informado de que la mesa acordó darse un plazo de 10 días para que la representación de estos profesionales pueda formular sus alegaciones y propuestas al borrador de la nueva ordenanza.

Arteaga destaca que los profesionales han valorado positivamente algunos aspectos del documento, “tales como la uniformidad o la dedicación exclusiva, igual que la reducción de trámites administrativos, mediante la aplicación de la fórmula de actos comunicados para las autorizaciones de publicidad en los vehículos y las notificaciones de trabajadores asalariados. Sucede igual con el referido a la equiparación sobre la cifra de licencias respecto a otras capitales de provincia con características o número de habitantes similares a Santa Cruz”.

Durante la cita también se valoró el funcionamiento del denominado “Día de parada” aplicado actualmente gracias a la autorregulación del sector. “Seis de los colectivos presentes se mostraron a favor de su aplicación, al mantenerse los ingresos y minorar los gastos, proporcionando, de igual manera, una mayor conciliación de la vida familiar”, explica el concejal.

“Los otros tres colectivos –añade– mostraron sus dudas acerca de la aplicación de esta medida e incluso fueron críticos con su aplicación, circunstancia por la que se acordado que el Ayuntamiento continúe con la aplicación de esta fórmula hasta el próximo mes de agosto, cuando incluso se barajará la posibilidad de someterla a referéndum”.

Del mismo modo, también se dio cuenta del estudio emitido sobre la ratio de licencias en el municipio. El documento, en una de sus conclusiones, establece una ratio de 3,55 taxis por cada mil habitantes como el objetivo a perseguir. En estos momentos, Santa Cruz cuenta con una ratio de 4,84 taxis por cada mil habitantes, “lo que supone una cifra que está por debajo de otras ciudades, como Madrid (4,86) o Barcelona (6,43)”.

El estudio recoge también que de las 1.086 licencias históricas existentes en el municipio se ha pasado a 971, en los últimos dos años, gracias a la liquidación de 27 licencias por suspensión temporal voluntaria, 4 embargadas, 46 retiradas por revocación, 6 adquiridas por derecho de tanteo y retracto y, finalmente, otras 32 de subvención por cese de actividad.

La Mesa del Taxi valoró el esfuerzo que se ha hecho para conseguir esa reducción y fue informada de que tanto el Cabildo como el Ayuntamiento destinarán 800.000 euros a la retirada de licencias. En este sentido, la estimación realizada por los técnicos municipales es que se puedan retirar otras 28 licencias durante el presente año.

Por último, Arteaga indicó que los colectivos realizaron algunas propuestas de corrección de las paradas de autotaxis durante el Carnaval 2014, que serán transmitidas ahora a la sección municipal de Tráfico, para que realice el pertinente informe de viabilidad.

Visita el artículo original.