El Ayuntamiento de Pontevedra ofrecerá subvenciones para la adquisición de eurotaxis. La idea es, según han explicado desde el consistorio, adaptar un vehículo al año para así llegar al 5% antes de 2017 que establece la normativa.

 

Actualmente en Pontevedra hay un total de 91 taxis y sólo uno está adaptado. Para incentivar la compra de vehículos, el ayuntamiento planea una cuota única al año de 7.000 euros para la adaptación del vehículo. Además, ofrecerían otros 1.500 euros para gastos extras.

 

Según informa La Voz de Galicia, además de esta iniciativa, el Ayuntamiento también está estudiando la posibilidad de crear un bono para el usuario, fomentando así el uso de este transporte público entre las personas con movilidad reducida. 

Publicado por la Gaceta del taxi.