Descargar PDF

Los conductores exigen una subida y convocan una protesta para intentar cerrar la parada durante cinco días la próxima semana

Los taxistas cobrarán una tarifa plana de 20 euros en los viajes de Valencia al aeropuerto de Manises y viceversa. Se trata de una de las novedades de las tarifas aprobadas este año por la Conselleria de Infraestructuras para el ‘cap i casal’, con una segunda zona en la franja que va desde el bulevar Serrería hasta el puerto, donde se elevará a 23 euros.

La medida pretende, indicaron ayer fuentes sindicales, evitar abusos de algunos conductores, especialmente cuando se trata de viajeros turistas. Por este motivo, se dio un apoyo inicial a la tarifa plana, aunque los precios no han contentado al sector.

En una reunión convocada ayer por la asociación de taxistas que trabajan en la parada del aeropuerto, la conclusión fue que esta tarifa plana supone un perjuicio y pierden dinero en cada viaje, por lo que aprobaron por mayoría abrumadora cinco jornadas de protesta la próxima semana.

Consistirá en una concentración desde las siete de la mañana hasta la una de la madrugada, de lunes a viernes, en la parada del aeropuerto de Manises. Fernando Ballester, secretario general del sindicato USO en el sector del taxi, indicó que «no habrá restricciones para las llegadas y podrán descargar con normalidad, aunque la idea que tienen es que nadie pueda carga pasaje durante esas horas».

Tanto el sindicato USO como la Federación Sindical del Taxi respaldan la convocatoria de la protesta, organizada por la citada asociación de la parada. Hoy se ha previsto una reunión entre las tres entidades para determinar este extremo, es decir, si todos asumen la protesta como convocantes.

La tarifa plana de 20 y 23 euros rige sólo para la ciudad de Valencia. Para el resto de municipios, los taxistas habían reclamado un importe mínimo de una cantidad similar, aunque Infraestructuras decidió en la orden de tarifas emitida el pasado 30 de diciembre que el mínimo ascienda a 12 euros.

Este es otro de los motivos de la protesta y que más han irritado al sector, al considerar que con esa cantidad pierden dinero en los trayectos, aunque también habrá casos de usuarios a los que les convenía más el sistema tarifario antiguo. Por poner un ejemplo extremo, la carrera entre el aeropuerto y una dirección de la avenida del Cid costará lo mismo que otra situada en la avenida del Puerto.

¿Cuándo se aplicarán estas tarifas? Esa es otra de las complicaciones de la medida, dado que este año se volverá al reloj horario, tras unos meses de orden provisional sin límite en las jornadas. Ballester indicó que la conselleria «no dará vuelta atrás por lo que nos han dicho», en referencia a un aumento de la tarifa plana.

La orden ya está vigente, por lo que cualquier taxista puede actualizar precios e incluir esta tarifa novedosa. El problema es que los instaladores no tienen el programa informático disponible, lo que se prolongará durante unas semanas. La previsión de la Generalitat es que a finales de febrero se produzca la actualización. Hacerlo por separado supondría duplicar el coste para los conductores.

Visita el artículo original.