CARLOS N. C.

Los dispositivos de Tráfico multaron el año pasado a 257.175 personas en la Comunitat Valenciana por exceso de velocidad.Automovilistas Europeos lo achaca a la eliminación de los márgenes.El número de fallecidos aumenta pese al repunte de las multas.

FacebookTwitterWhatsAppCorreoCompartir en redes sociales

Los radares fijos y móviles que tiene Tráfico distribuidos por las carreteras de la Comunitat se hincharon el año pasado a cazar conductores pisando en exceso el acelerador.

Tanto es así que, según los datos aportados por la Jefatura Provincial de Tráfico de Valencia, estos dispositivos detectaron el año pasado a 257.175 personas (704 al día) superando los límites de velocidad, un 55,3% más que en el año 2013, cuando se pusieron 165.481 sanciones.

Del total, los radares móviles sancionaron a 132.120 conductores, un 41,3% más que en 2013. Mientras, los fijos detectaron a 125.055 personas excediendo los límites de velocidad, un 73% más que en 2013.

Según Tráfico, 57.204 sanciones llevaron aparejadas la pérdida de puntos, un 2% menos que en 2013.

Por estas multas, Tráfico restó 133.742 puntos a los conductores valencianos, un 7,8% menos que el ejercicio anterior. Al respecto, el presidente de Automovilistas Europeos Asociados, Mario Arnaldo, ha achacado el incremento de estas sanciones a la “eliminación de los márgenes de los radares, que desde julio se activan cuando se rebasa la velocidad justa que establece la ley”.

Además, ha añadido que ha habido un 10% más de tráfico rodado y que la velocidad media de circulación ha subido en 2 kilómetros por hora.

Más fallecidos pese a las multas

Según ha explicado Arnaldo, llama la atención que el gran aumento de las sanciones por exceso de velocidad no haya tenido ningún efecto sobre la reducción de muertos en las carreteras: “En la Comunitat Valenciana aumentaron un 13% el año pasado, lo que evidencia que para lo único que ha servido denunciar es para aumentar la recaudación

Publicado por 20 minutos.