Taxistas de la capital alegan para “mejorar” el decreto de la Junta y le instan a dar una fecha de publicación

POR MIGUEL TOMÁS

Los taxistas de Málaga capital presentarán alegaciones al decreto con el que la Consejería de Fomento y Vivienda trata de poner fin al conflicto por el reparto de la clientela en el aeropuerto. No obstante, las aportaciones del sector “no pretenden cuestionar el texto propuesto”, sino que sólo tienen como finalidad “aclarar y complementar” algunos aspectos; en definitiva, “mejorar” el documento, según el presidente de la Asociación Unificada Malagueña de Autónomos del Taxi (Aumat) y miembro de la Comisión del Decreto 11/85, José Antonio Mate.

La suspensión de las movilizaciones previstas a partir de noviembre y hasta Navidad, con huelgas de jornada completa los días 24 y 31 de diciembre y 5 de enero, no se producirá hasta que la Consejería de Fomento les dé una fecha aproximada para la publicación del decreto, que tendrá su aplicación en Málaga, no derogando, por tanto, el vigente para el resto de Andalucía, el controvertido 11/1985. Ante esto, sí ha pedido a la Dirección General de Movilidad un pronto pronunciamiento al respecto para “calmar los ánimos en el sector”.

“Si el Gobierno andaluz nos da una fecha en torno a la cual se puede producir la publicación, teniendo en cuenta todos los trámites legales necesarios previamente, le daremos un voto de confianza y esperaremos”, ha declarado a Europa Press el representante de los taxistas. Eso sí, ha dejado claro, “mirando cada día el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA)”.

Mate ha incidido en que el proyecto de decreto que les presentó la Consejería “recoge los acuerdos alcanzados” entre ambas partes; entre ellos, el demandado principio de reciprocidad modulada y el control telemático para la entrada de vehículos precontratados en el aeropuerto, con la instalación de barreras. Por ello, ha precisado que las alegaciones “van en el sentido de mejorar ciertos aspectos, en pro de la transparencia para que, una vez aprobado, sea lo más eficaz para todos; no tienen como objetivo cambiar la filosofía del contenido”.

Así, tras concretar este lunes la Comisión del Decreto 11/85 el detalle de esas alegaciones, serán presentadas el martes, día 28, en el Registro de la Delegación de Fomento y Vivienda de la Junta. Como ejemplo, Mate ha mencionado la propuesta de incluir más datos para evitar “fraude” y garantizar “el perfecto cumplimiento de la norma”, de cara sobre todo a las empresas de alquiler de vehículos con conductor (VTC).

Precisamente, entre los puntos ofrecidos el pasado mes de febrero por la Consejería de Fomento, y que aceptó el sector, se encontraba una campaña específica de inspección de las empresas de alquiler de vehículos con conductor residenciadas fuera de la Comunidad, por la cual se requeriría a toda compañía no andaluza cuya presencia se detecte en el aeropuerto el libro de ruta de los últimos nueve meses. Por cada coche y mes de superación del 20 por ciento de servicios en Málaga se le impondría una sanción de entre 601 y 800 euros.

PROBLEMAS CON OTROS TAXISTAS

Ante el malestar mostrado ya por taxistas de otros municipios de la provincia, Mate ha reconocido que este decreto es “impopular”. “Lo sabemos y también la Junta de Andalucía, pero es justo y viene a equilibrar la situación habida hasta ahora”, ha expuesto, añadiendo que “quien ha tenido el cien por cien de la tarta durante tantos años evidentemente no está dispuesto a renunciar a nada, pero es necesario hacerlo”.

Ha resaltado que el principio incluido es el de reciprocidad modulada, por lo que “los taxistas de esos municipios serán los que decidan si quieren acogerse a él o no y, por tanto, ir o no al aeropuerto, al puerto y a la estación de trenes, y si optan por no hacerlo, tampoco los profesionales de la capital podremos ir a sus localidades”. “Respetamos todas las opiniones, pero el desequilibrio actual afecta a la ciudad de Málaga y con este decreto lo que se pretende es poner orden”, ha subrayado.

De hecho, en ese proyecto de decreto se introduce una disposición adicional única para que los ayuntamientos que con el fin de asegurar la prestación del servicio en su municipio entiendan que la aplicación puede afectar de forma negativa soliciten la suspensión del principio de reciprocidad modulada.

La aplicación de este principio, por un plazo de dos años revisable, permitiría a los taxistas de la capital la recogida precontratada de viajeros en aquellos municipios de Andalucía cuyos profesionales presten servicio en el aeropuerto y el puerto malagueños y en la estación de trenes María Zambrano. La reciprocidad modulada se plantea como un paso previo a la creación de un área de prestación conjunta en toda la zona de influencia del aeródromo

Publicado por Infotaxi.