Tras el encuentro entre sector y Ayuntamiento en la Mesa del Taxi, el concejal de Servicios Públicos, Dámaso Arteaga, anunció que solicitarán a la corporación insular la posibilidad de modificar el convenio y permitir que se proceda a la retirada de licencias por mutuo acuerdo.

 

La fórmula acordada para llevar adelante esta propuesta pasa por ofrecer una cuantía inicial a las licencias otorgadas en último lugar. El concejal de Servicios Públicos, Dámaso Arteaga explica que “esta posibilidad permitiría retirar unas 25 licencias al año”. Se cumpliría así el compromiso contraído con el sector, “teniendo en cuenta que en 2014 no se ha iniciado ningún procedimiento de tanteo y retracto, al no existir compraventas con las condiciones que fija la administración”.

 

Durante el encuentro, también se valoró la modificación del borrador de la ordenanza, en el que destacaron el capítulo referido a la exclusividad en la prestación del servicio. En este aspecto, Arteaga reconoció la existencia de “una clara división” de criterios entre los representantes del sector. Si bien cuatro de las asociaciones sí se mostraron a favor de esta exclusividad, otras cuatro han mostrado su disconformidad.

 

Desde el Ayuntamiento ya se han comprometido a analizar con los servicios jurídicos la celebración del referéndum solicitado por una de las partes, para dilucidar si esta medida se suprime o no dentro del reglamento del taxi.

Publicado por la Gaceta del taxi.