EconomíaUber crea una burbuja para especular con el transporte en España

Alejandra González Pérez 2 comentarios

MADRID // La aparición de nuevas empresas de tecnología siempre da que hablar, pero el caso deUber destaca entre todos. Los analistas económicos ya comparan el crecimiento de la inversión de la empresa estadounidense con la de Facebook. En poco más de dos años, ha conseguido estar valorada en 18.000 millones de dólares y doblar ingresos semestralmente después de pasar por la mayor ronda de financiación de una startup de toda la historia. La nueva empresa de transportes internacional ya está valorada por encima de Twitter, Facebook o Hertz y Avis juntos.

A pesar de ser una aplicación que trata de “impulsar el consumo colaborativo” desde el principio, ha contado con un gran respaldo económico. Entre las grandes firmas de capital riesgo que impulsan Uber se encuentran Google Ventures, Goldman Sachs o los dueños de Amazon. El modelo de negocio que suelen seguir estas compañías consiste en invertir un alto capital en la empresa para más tarde retirarlo, multiplicando los beneficios. Un modelo de negocio que aleja a Uber de su valor real y crea una burbuja que puede acabar explotando, llevándose por delante todo un servicio de transporte.

Los detractores de la nueva aplicación no han tardado en aparecer. Los colectivos de taxistas de Madrid, Londres o Washington denuncian que el servicio que presta Uber representa competencia desleal al no ceñirse a las tarifas estipuladas por convenio. Los conductores de Uber pueden establecer tarifas personalmente y recibir los pagos telemáticamente sin necesidad de establecerse como autónomos o fiscalizar los beneficios. Los colectivos de taxistas acusan a Uber de impulsar la economía sumergida y el intrusismo laboral.

 

En todo caso, si grandes capitales como Goldman Sachs o Google decidiesen retirar su capital en un futuro tras alcanzar los beneficios esperados, Uber podría pasar de estar en lo mas alto a pasar al grupo de los grandes olvidados,llevándose por delante gran parte del negocio del taxi. La irrupción de Uber en el mercado del transporte puede provocar daños en graves en el sector del taxi y una disminución considerable de clientes. Para ser taxista es necesario pagar una licencia de más de 100.00 euros y respetar los horarios y las tarifas establecidas por los convenios estatales, algo que la empresa de la aplicación no respeta.

Uber nació en 2009 en California con servicios en dos ciudades de Estados Unidos y ya tiene presencia en 128 ciudades de 37 países. En Londres existen más de 3.000 coches de Uber prestando servicios de transporte, mientras que en España, por ahora, solo operan en Barcelona

Publicado por lamarea