El pasado día 15 de Marzo de 2018 cientos de compañeros fueron multados por aplicar las tarifas que les habían puesto en los talleres instaladores y que las ITV habían certificado como buenas y tuvieron que irse a casa dejando a la ciudad sin servicio en un día de fallas y perdiendo (en principio) las recaudaciones de ese día.

El problema es provocado por un error de programación de los taxímetros Taxitronic que contemplaban el día 15 de Marzo como festivo cuando realmente era laborable, lo que provocó que la Policía Local empezara a denunciar a los taxis que llevaban Tarifa 2.

Los compañeros que no sabían nada y en todo momento han sido víctimas de la situación, fueron perseguidos por toda Valencia, multados y en muchos casos acusados por algunos policías locales de estafar a los clientes.

Podemos afirmar que fue uno de los peores días en la historia del Taxi de Valencia, tanto para taxistas, como para usuarios y lo más grave, para la imagen del sector.

Desde las 8 de la mañana, hora en que se sabe del problema, estuvimos todos buscando la mejor solución al problema, hablando durante horas con Consellería y con Policía Local, encontrando pocas soluciones y mucho menos comprensión, la única respuesta fue que los taxis debían irse a su casa porque los usuarios no podían pagar de más y que a lo largo del día nos darían una respuesta, cosa que no ha sucedido aún.

Cuando constatamos que no se nos daban soluciones, fuimos a buscar la colaboración del resto de asociaciones y entidades del sector en la Cooperativa de Taxis con la intención de hacer un frente común del sector ante el difícil momento que se estaba viviendo, ya que no se podía dejar toda la responsabilidad a los directivos de Cooperativa que han sido los que han tenido que responder en sus oficinas ante los cientos de taxistas indignados.

Nuevamente nos encontramos con esta Junta directiva de la Asociación Gremial que antepone sus intereses particulares (enésima vez) en vez de unificar criterios para encontrar soluciones, convocando una reunión con Consellería a espaldas de Federación, invitando a unas asociaciones si y a otras no, no sabemos  muy bien con qué criterio, pero con el objetivo de ponerse la medalla y o de dejar en evidencia a Federación, cuando lo que la situación requería era unidad para defender al sector aparcando todo lo demás.

El taxi de Valencia lleva años sufriendo unas tarifas erróneas, con taxímetros y módulos que no reflejan todas las tarifas, con taxímetros y módulos que hacen cosas distintas dependiendo de la marca y de la interpretación que hace cada uno de las publicaciones, con adhesivos de tarifas que no reflejan las tarifas y lo más grave con programas que permiten todo tipo de irregularidades, Y TODO DESDE HACE AÑOS.

La prueba más evidente de que el sistema de instaladores, fabricantes de taxímetros y programas, redacción de normativas y aplicación de tarifas es un desastre, es lo sucedido este pasado día 15 de Marzo.


Esto de que unos taxis vayan con una tarifa y otros con otra, ha sucedido varias veces solo que siempre era en contra del taxista y no a favor (pero al parecer hay quien tiene mala memoria).


Esto no debería ser un objetivo solo de Federación, debería ser el objetivo de todas las asociaciones y lo que es más importante, las entidades del sector que instalan taxímetros y tarifas deberían haber hecho informes detallados todos los años con los defectos de las tarifas y de la aplicación de las mismas haciendo participes a Asociaciones del sector y a Consellería.

La Federación lleva años luchando para que los taxímetros y módulos hagan todos lo mismo y sin pianos, por eso se convocó una reunión hace unos meses, a la que se invitó al resto de asociaciones (incluida la gremial que no quiso asistir) a Consellería y a los fabricantes. El resultado de esa reunión, es que se deben redactar de nuevo las órdenes de tarifas con una redacción que no se preste a interpretaciones, pero parte del sector sigue teniendo muchos intereses de que nada cambie y en vez de colaborar y aportar, están sembrando más división y desinformación.

La participación de Federación en el pasado día 15 no es diferente de la que ha tenido los últimos años, solo que este año han existido circunstancias distintas, (Ley de Desindexación, posible subida de tarifas o la redacción nueva de la orden de tarifas). Todo junto o cada circunstancia por separado han retrasado las tarifas.

La Federación aporta toda la información que se le pide desde algún instalador y fabricante de programas y si Taxitronic la recibe también, es porque no se debe facilitar a unos fabricantes si y a otros no, cosa que seguro sería muy criticado, primero se pasan los borradores facilitados por la Consellería y luego se pasa la publicación (el día 22 de Diciembre se  pasa un comunicado en el que se resalta a todos que los festivos serán los mismos del año 2017) y curiosamente solo se equivoca Taxitronic.

Federación sigue apostando por la unidad, por lo que se hace necesaria una reunión de todos los representantes del sector para hacer un frente común de verdad y olvidar los intereses de ninguna asociación o entidad.

Los compañeros que no pudieron trabajar deben recibir una indemnización por el día perdido (teniendo en cuenta que era un día de fallas).

Los compañeros que hayan sido multados no deben ser sancionados, principalmente porque la misma Consellería de Industria dio por buenas las tarifas.

FEDERACIÓN SEGUIRÁ LUCHANDO POR UNAS TARIFAS TRANSPARENTES Y UNIFORMES

LA JUNTA DIRECTIVA

Descárgate el archivo original.